Viajar te añade tanto a la vida que no deberías dejar de hacerlo solo porque piensas que está fuera de tu presupuesto. Si realmente quieres viajar, hoy en día lo puedes hacer sin gastar mucho dinero. Así que no dejes que la falta de dinero frene tu ilusión.

Aquí tenemos unos trucos generales para poder viajar con poco presupuesto:

Consejos para ahorrar dinero

1.Elige el Cuándo

En lugar de viajar en temporada alta elige otros momentos para viajar. Por ejemplo, aprovecha el verano y el buen tiempo para conocer tu provincia, y una vez haya pasado la temporada alta busca otros sitios para explorar. Piensa también que la temporada alta no siempre coincide con nuestro julio y agosto, y menos si quieres viajar al hemisferio sur.

Vall de Nuria

2. Elige el Dónde

Y respecto al dónde, hay un valor añadido al lugar a donde queramos viajar, dependemos de la calidad de vida del destino y de la moneda al cambio. Por ejemplo para llegar a los países asiáticos hay que gastar mucho en el vuelo pero a la hora de alojarse y comer ahorraremos con respecto a países europeos. Eso sí, siempre que no elijamos los lugares más turísticos de esos países, que al estar plagados de turismo occidental han equiparado sus precios con los nuestros.

Desierto Marruecos

Lucerna Suiza

3. Reserva con antelación

Al reservar con antelación es fácil conseguir mejores precios que esperando al último momento. Usando un buscador como Looking4Parking.com podrías ahorrar hasta un 60% en el aparcamiento en el aeropuerto. Lo mismo para los vuelos, hoteles, actividades en destino como alquiler de bicicletas, etc. O dicho de otro modo, si esperas al último momento tendrás que pagar más.

Alojamiento

Y aunque siempre hay ofertas de última hora para llenar hoteles o vuelos que no se han completado, y nos consta que algunos kamikazes esperan al último momento y ahorran, quizás no sea la mejor idea.

4. Piensa con originalidad

Siempre pensamos en reservar alojamiento en hoteles o hostales y los billetes de avión pero hay otras maneras de hacer lo mismo. Puedes ahorrar en alojamiento haciendo un intercambio de casas a través de una página web como Intercambiocasas.com o, si no tienes casa para intercambiar, el couchsurfing es otra opción. También existe la posibilidad de trabajar de vacaciones para ganar tu alojamiento, hay los que viajan haciendo wwoofing.

Wwoofing

Respecto a los vuelos, si te decides por el avión ten en cuenta que muchas veces las compañías LowCost utilizan aeropuertos alejados de los centros urbanos y el transfer desde el aeropuerto hasta el lugar que quieres visitar puede ser igual de caro que el billete en sí. Así que investiga antes de coger los billetes.

Y cuando hagas la reserva de alojamiento piénsalo bien, selecciona hoteles con el desayuno incluido o apartamentos con una pequeña cocina. De esta manera puedes hacer una pequeña compra en el supermercado y prepararte comidas y bocadillos para toda la estancia gastando muy poco.

5. Hazlo tú

Prepara tu viaje antes de partir para que puedas ser tu propio guía. Compara precios de transporte público, alquiler de bicicletas o si merece la pena andar. Comprueba qué días hay entradas gratuitas o a precio reducido a los sitios que quieras visitar, museos, etc. O si hacen descuentos con, por ejemplo, carnet joven o carnet de estudiante. Recuerda que todo lo que puedas preparar con antelación te ayudará a ahorrar tiempo y dinero.

Caminar por pueblos – Binibeca Vell – Menorca

6. El punto de vista local

Merece la pena aprender unas palabras en el idioma del lugar a donde viajas, así a tu llegada puedes preguntar dónde come la gente de allí, dónde compra… Además, de esa manera es fácil que la gente te atienda con más amabilidad y hasta puedes llegar a hacer amistades. Los restaurantes para lugareños son siempre más baratos que los que atienden a extranjeros, así que sal de primera línea de playa y trata de adentrarte en el corazón del lugar que visitas. Será una experiencia mucho más real que quedarte en el chiringuito hablando con otros extranjeros.

Como hoy en día es fácil viajar, incluso con muy poco dinero, siempre hay un presupuesto. Simplemente hay que decidir cuales son las cosas más importante para ti y sacrificar el resto. ¿Nos hemos olvidado algún consejo?

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.